Noticias | Agenda

La Viesca se planta con las manos

Porceyo gana un bosque con 550 árboles autóctonos, la mayoría aportados por familias que se llevaron un plantón de Mercaplana para cuidarlo unos meses
19-03-2017 00:54
0 votos
Gijón cuenta, desde ayer, con un nuevo bosque. Padres, hijos y abuelos se reunieron por la mañana en una finca de Porceyo para crear la "La Viesca de Xixón", formada por 550 árboles autóctonos. A la cita había que acudir con los plantones que cerca de 1.000 familias se llevaron del pabellón de la Empresa Municipal de Aguas (EMA) en Mercaplana, a finales del año pasado. Tras varios meses al cuidado del árbol (cerezos, robles y castaños), llegó el turno de su plantación. Todos los presentes querían aportar su granito de arena, hasta los más pequeños. Javier Hidalgo y Jennifer García, de 3 y 5 años, llegaron con toda la ilusión, pero apenas podían con la pala para remover la tierra. La falta de fuerzas no era un problema. Quien no podía con los aperos utilizaba las manos. Mancharse ayer estaba permitido.

Alexia Da Silva, de 5 años acudió a Porceyo con su padre, Rubén Da Silva. La pequeña lo tenía claro: se metió dentro del agujero y cubrió la planta con sus manos. Pablo Valencia y Noa, su hija de cinco años, tampoco se perdieron la cita. "Fuimos a Mercaplana en navidad y nos dijeron que si queríamos cuidar de un árbol durante un tiempo y nos pareció bien", contaban, así que ayer era su día de devolver el regalo. Igual que ellos otras familias iban cargadas hasta arriba. "Tenemos siete árboles entre cerezos, robles y castaños", afirmaba Antonio Rodríguez, que estaba acompañado de Mónica Sánchez, Enol Rodríguez y Ana Hawes. "Este castaño va a crecer como un rey", declaraba Rodríguez, mientras enseñaba a los niños cómo cubrir las plantas. La actividad fue seguida por la alcaldesa, Carmen Moriyón, algunos miembros de la Asociación de Vecinos de Porceyo, la Asociación del Polígono Industrial de Porceyo, los componentes de la Policía Medioambiental y los trabajadores de la EMA. Todos ellos también quisieron participar en la plantación.

José Feijoo, vecino de la parroquia, estaba "muy satisfecho" por el proyecto de "La Viesca". "Todo lo que sea promocionar el campo y favorecer la vida en estas zonas, bienvenido", declaraba. "Espero que se hagan en el futuro más iniciativas que permitan crear espacios verdes en otras zonas de la ciudad, porque es necesario", añadió, convencido de que ayer la parroquia de Porceyo ganó unos cuantos amigos, además de un bosque. "Mamá, dentro de unos años tenemos que venir a ver cómo está nuestro árbol", decía Diego Martínez, de 4 años a, Eva de la Fuente. Tendrá que esperar para comprobar si ha crecido fuerte y sano, tanto como para tapar el paisaje más próximo: el de un polígono industrial.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Encuentra los eventos de