Noticias | Agenda

Una zarzuela alejada del repertorio habitual y un duque entre corrupciones

«El estreno de una artista» y «Gloria y peluca» abren hoy el XIX Festival lírico
28-02-2012 23:00
0 votos
Por la izquierda, Jorge Menéndez, Sonia de Munck, Ignacio García, Marco Moncloa, José Manuel Montero (en primer término), Marisa Martins y el también miembro del reparto Miguel Huertas. luisma murias

Por la izquierda, Jorge Menéndez, Sonia de Munck, Ignacio García, Marco Moncloa, José Manuel Montero (en primer término), Marisa Martins y el también miembro del reparto Miguel Huertas. luisma murias

Oviedo, Eduardo GARCÍA

Dos zarzuelas en una, una coproducción de dos teatros (Campoamor y la Zarzuela, de Madrid), dos compositores que se conocían bien, Gaztambide y Barbieri, y una historia que son dos historias, que hablan de un duque entre corruptelas. Y todo ello con una fidelidad absoluta en los libretos y en las partituras de «El estreno de una artista» y «Gloria y peluca», la propuesta que abre hoy el XIX Festival de teatro lírico español en Oviedo.

Las principales voces del elenco contaron por la mañana a los medios de comunicación los entresijos de una historia de amor, manejos, traiciones y mucha energía vocal que se aparta de las producciones clásicas y los títulos consabidos, y que viene precedida de un gran éxito de público en Madrid, como recordó ayer la jefa de producción del teatro de la Zarzuela.

En Madrid «El estreno de una artista» y «Gloria y peluca» generaron el fenómeno de la presencia en el patio de butacas de un público inhabitual en la zarzuela. Jiménez calificó las obras de «fantásticas», e Ignacio García, el director de escena y principal responsable de ese trabajo de ingeniería de la imaginación para amalgamar las dos zarzuelas, quiso resaltar el papel del coro «Capilla Polifónica Ciudad de Oviedo», «más que solvente: brillante».

Ignacio García reivindicó «una manera distinta de hacer zarzuela» que no perjura del público más tradicional, pero que suma a unos aficionados distintos. «Cuando veo al coro y a los cantantes de esta zarzuela trabajar con la calidad y la pasión con la que trabajan, me doy cuenta de que esto tiene mucho futuro, porque nos pertenece a todos».

«Es un espectáculo redondo», según el barítono Marco Moncloa, quien junto al tenor José Manuel Montero, la soprano Sonia de Munck y la mezzosoprano Marisa Martins avalaron con su presencia la rueda de prensa de ayer, presidida por el concejal de Cultura del Ayuntamiento de Oviedo, Jorge Menéndez Vallina.

Lo del duque y la corrupción al que se aludía al inicio de la información no tiene nada que ver con Palma, sino con la Florencia de mediados del siglo XIX, que es cuando se desarrolla la acción.

La bisagra entre «El estreno de una artista» y «Gloria y peluca» es un fragmento de «I Capuletti e i Montecchi», la ópera de Vincenzo Bellini. Las dos zarzuelas en una no son habituales en el repertorio, pero Ignacio García destacó que una de ellas, «El estreno...», fue de las primeras zarzuelas en superar en su día las mil representaciones. La obra que se verá hoy, pasado mañana y el sábado en Oviedo fue estrenada en febrero de 2011 en Madrid.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook