Martes, 25 Septiembre 2018

Noticias | Agenda

Camino de rosas contra la discapacidad

Un proyecto artístico reivindica en Laboral "eliminar estereotipos y valorar las vivencias" de mujeres con necesidades específicas
03-12-2016 02:03
0 votos
De pie, por la izquierda, Elena de la Puente, Juanjo Palacios, Javier Suárez y Karin Ohlenschläger conversan con Sila Murillo, de espaldas, en silla de ruedas. MARCOS LEÓN

De pie, por la izquierda, Elena de la Puente, Juanjo Palacios, Javier Suárez y Karin Ohlenschläger conversan con Sila Murillo, de espaldas, en silla de ruedas. MARCOS LEÓN

"Somos un grupo de mujeres que compartimos un sueño, y gracias a proyectos como este lo estamos consiguiendo". Con estas palabras quiso agradecer Sila Murillo, presidenta de la asociación Amdas-La Fonte, de mujeres con discapacidad, la realización de "Rosas y espinas", un "proyecto sonoro sobre la experiencia vital de las mujeres con discapacidad", según sus creadores, los artistas Juanjo Palacios, Javier Suárez y Elena de la Puente.

"Queríamos dar visibilidad a este colectivo pero desde un punto de vista distinto, dándoles voz para que contaran sus experiencias cotidianas", explicó Palacios, "nos decantamos por el sonido y no la imagen porque creemos que puede transmitir más, que ellas cuenten y la gente imagine el resto y, por otro lado, tiene un componente de igualdad muy grande".

Por ello, desde el mes de febrero, los tres artista compartieron el día a día de estas mujeres que sufren algún tipo de discapacidad, documentándolo a través de documentos de audio y fotos. "Quería que las imágenes no fueran demasiado potentes y evidentes, buscando más una abstracción", analizó de la Puente, la fotógrafa del proyecto, "lo que comenzó siendo un trabajo, terminó siendo una experiencia humana, en la que descubrí el verdadero valor de ser mujer".

Sobre este punto hizo especial hincapié Murillo, "somos mujeres con defectos y virtudes que nos hemos sentido realmente valoradas, las dificultades que encontramos nos han hecho ser más capacitadas", explicitó.

Todo ello cristalizó en una web que recoge todas las experiencias vividas por el grupo, además de un mapa interactivo de Gijón. "Queríamos crear contenidos, pero también una herramienta para que ellas puedan seguir haciéndolo", aseveró Palacios. De este modo, las protagonistas del proyecto pueden ir adjuntando nuevas ubicaciones en el mapa, tildándolos de rosa, cuando sea un espacio adaptado para personas con discapacidad, o espina, cuando lo que imperen sean las trabas. "Es una herramienta con un gran componente de reivindicación y protesta, ya que aún hay muchas cosas que cambiar".A fin de cuentas, lo que se busca es "eliminar estereotipos de género y discapacidad y poner en valor las vivencias de estas mujeres, de las que todos podemos aprender", aseguró Karin Ohlenschläger, directora artística de LABoral Centro de Arte, en una iniciativa enmarcada en el Día Internacional de las Personas con Discapacidad, celebrado hoy.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook